Un estudio genómico en muestras de neandertales y en humanos actuales indica la disminución de las variantes genéticas asociadas al TDAH

Un estudio genómico en muestras de neandertales y en humanos actuales indica la disminución de las variantes genéticas asociadas al TDAH

Tal como apuntan los autores, la elevada prevalencia actual del TDAH podría ser consecuencia de una selección favorable que se habría producido en el pasado

La frecuencia de variantes genéticas asociadas al trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) ha disminuido de forma progresiva en el linaje evolutivo humano desde el Paleolítico hasta la actualidad, según un artículo publicado en la revista Scientific Reports.

El nuevo estudio genómico compara diversas variantes genéticas asociadas con el TDAH descritas en poblaciones europeas actuales para evaluar su evolución en muestras de la especie humana modernas y antiguas (Homo sapiens) y en muestras arcaicas de neandertales (Homo neanderthalensis). Según las conclusiones, la tendencia a la baja que se observa en poblaciones europeas no se podría explicar ni por la mezcla genética con poblaciones africanas ni por la introgresión de segmentos genómicos neandertales en nuestro genoma.

La investigación está dirigida por Bru Cormand, catedrático de la Facultad de Biología y miembro del Instituto de Biomedicina de la Universidad de Barcelona (IBUB), el Instituto de Investigación Sant Joan de Déu (IRSJD) y el CIBER de Enfermedades Raras (CIBERER), y por el investigador Òscar Lao, del Centro Nacional de Análisis Genómico (CNAG), integrado en el Centro de Regulación Genómica (CRG). En el trabajo, cuya primera autora es la investigadora del CNAG-CRG Paula Esteller —actualmente estudiante de doctorado en el Instituto de Biología Evolutiva (IBE, CSIC-UPF)— también participan grupos de investigación de la Universidad de Aarhus (Dinamarca) y de la Universidad Estatal de Medicina de Nueva York, en Estados Unidos.

TDAH neandertales
Los expertos Paula Esteller, Bru Cormand y Òscar Lao

El TDAH: ¿un valor adaptativo en el linaje evolutivo de los humanos?

El trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) es una alteración del neurodesarrollo que puede tener un gran impacto en la vida de los afectados. Caracterizado por la hiperactividad, la impulsividad y el déficit de atención, es muy frecuente en las poblaciones actuales —tiene una prevalencia del 5 % en niños y adolescentes— y se puede alargar hasta la edad adulta.

Desde un punto de vista evolutivo, se esperaría que algo que es perjudicial tienda a desaparecer. Para explicar que no haya sido así, se han propuesto varias hipótesis naturales, especialmente centradas en el contexto de la transición del Paleolítico al Neolítico, como la llamada teoría del desajuste (mismatch theory).

«Según esta teoría, los cambios culturales y tecnológicos que se han producido durante los últimos miles de años nos habrían permitido modificar el entorno para adecuarlo a corto plazo a nuestras necesidades fisiológicas. Ahora bien, a largo plazo, estos cambios habrían propiciado un desajuste respecto al entorno en que nuestros ancestros cazadores-recolectores evolucionaron», apuntan los autores.

Así pues, determinados rasgos como la hiperactividad o la impulsividad —que son característicos de personas con TDAH— podrían haber sido selectivamente favorecidos en ambientes ancestrales dominados por un estilo de vida principalmente nómada. En cambio, los mismos rasgos podrían haber devenido no adaptativos en otros entornos asociados a los tiempos más recientes (es decir, mayoritariamente sedentarios).

¿Por qué es uno de los trastornos psiquiátricos más comunes en la infancia y adolescencia?

El nuevo trabajo, basado en el estudio de 20.000 personas afectadas por TDAH y 35.000 controles, revela que las variantes genéticas o alelos asociados al TDAH tienden a encontrarse en genes intolerantes a las mutaciones que ocasionan pérdidas de función, lo que indica la existencia de una presión selectiva sobre este fenotipo.

Tal como apuntan los autores, la elevada prevalencia actual del TDAH podría ser consecuencia de una selección favorable que se habría producido en el pasado. A pesar de ser un fenotipo desventajoso en el nuevo contexto ambiental, la prevalencia seguiría siendo elevada porque no ha habido suficiente tiempo para que disminuya. Sin embargo, debido a la ausencia de datos genómicos disponibles para el TDAH, ninguna de las hipótesis ha podido contrastarse empíricamente hasta ahora.

«Así pues, los análisis que hemos realizado avalan la presencia de presiones selectivas que habrían estado actuando desde hace mucho tiempo en contra de las variantes asociadas al TDAH. Estos resultados son compatibles con la teoría del desajuste, pero sugieren que las presiones selectivas negativas habrían comenzado mucho antes de la transición entre el Paleolítico y el Neolítico, hace unos 10.000 años», concluyen los autores.

 

Artículo de referencia:

 Esteller-Cucala, P.; Maceda, I.; Børglum, A. D.; Demontis, D.; Faraone, S. V.; Cormand, B.; Lao, O. «Genomic analysis of the natural history of attention-deficit/hyperactivity disorder using Neanderthal and ancient Homo sapiens samples»Scientific Reports, mayo de 2020. Doi: 10.1038/s41598-020-65322-4

Noticia Universidad de Barcelona

Cueva de los Toriles

La presencia de tejón primitivo permite datar la Cueva de los Toriles en el Pleistoceno Inferior-Medio

La presencia de tejón primitivo permite datar la Cueva de los Toriles en el Pleistoceno Inferior-Medio

El CENIEH lidera un artículo sobre este yacimiento manchego, que pone de manifiesto su importancia como uno de los enclaves con restos fósiles de esas cronologías más importantes de la meseta sur de la península ibérica

Muela carnicera inferior (m1) de Meles cf. thorali de Cueva de los Toriles (a, b) en comparación con otros m1 de otras especies tejón (c-f). Credits: Daniel García Martínez

Un equipo de investigadores encabezado por Daniel Garcia Martínez, paleoantropólogo del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH), acaba de publicar en la revista Journal of Iberian Geology un artículo sobre unos restos de tejón primitivo que han permitido datar en el Pleistoceno Inferior-Medio la Cueva de los Toriles (Carrizosa, Ciudad Real), un yacimiento que potencialmente podría ser un enclave singular con restos fósiles de la meseta sur de la península ibérica, en estas cronologías.

A pesar de que actualmente no existe datación exacta de los depósitos sedimentarios de este yacimiento manchego, el hallazgo de dos molares inferiores de un mustélido, atribuidos a la especie Meles cf. thorali, un tejón primitivo, ha permitido averiguar su antigüedad potencial, ya que este mustélido extinto se encuentra principalmente en yacimientos de en torno a 1 millón de años.

Como explica Alberto Valenciano, especialista en mustélidos de la Universidad de Ciudad del Cabo, “de acuerdo con la presencia de esta especie de tejón en la cueva, podemos asumir tentativamente una edad que va desde el Plioceno Superior hasta el Pleistoceno Medio”. Y como apunta Daniel García Martínez, “estas cronologías serían coherentes con algunas piezas de industria lítica recuperadas en el yacimiento”.

Un corredor natural

El estudio de la meseta sur es primordial para conocer el poblamiento y movimiento de la fauna de la península ibérica, ya que funciona como un corredor natural que conecta el Sistema Central e Ibérico al norte, con la cordillera Bética al sur.

Cueva de los Toriles
Cueva de los Toriles. Credits: Daniel García Martínez

En la meseta sur, la representación de yacimientos del Pleistoceno es mucho menor que en la meseta norte, donde se encuentran yacimientos de importancia mundial como Atapuerca (Burgos), ya que el uso eminentemente agrícola de la tierra ha provocado que en muchos casos los yacimientos al aire libre se alteren o desaparezcan.

“Y si bien es cierto que algunos yacimientos de renombre a nivel arqueológico se encuentran en Ciudad Real, como Albalá o El Sotillo, estos son ricos en lítica pero pobres en fósiles, algo que no ocurre en la Cueva de los Toriles donde también se han encontrado restos de macromamíferos, por lo que puede contribuir a llenar ese vacío de conocimiento en esta región”, señala Daniel García Martínez.

“Esta cueva también es un importante yacimiento por la dilatada presencia humana desde la prehistoria que estamos viendo en nuestras primeras investigaciones. Un importante hito en la arqueología de Castilla-La Mancha y de la submeseta sur", afirma Pedro R. Moya Maleno, de la Universidad Complutense de Madrid.

 

García-Martínez, D., Valenciano, A., Suárez-Bilbao, A., Palancar, C. A., Megía García, I., Moreno, D., Campaña, I., & Moya-Maleno, P. R. (2020). New remains of a primitive badger from Cueva de los Toriles (Carrizosa, Castilla-La Mancha, Iberian Peninsula) suggest a new quaternary locality in the southern Iberian plateau. Journal of Iberian Geology (0). doi: 10.1007/s41513-020-00127-y

 

Noticia CENIEH

 


El Provencio

Primer estudio exhaustivo del yacimiento paleolítico de El Provencio

Primer estudio exhaustivo del yacimiento paleolítico de El Provencio

La investigadora del CENIEH Davinia Moreno colidera la publicación de un artículo sobre este yacimiento paleolítico situado en la provincia de Cuenca, cuya datación mediante la técnica de ESR arroja una antigüedad de 830.000 años.
El Provencio
Lascas Levallois de El Provencio. Credits: Santiago David Domínguez-Solera, ARES arqueología

Davinia Moreno, geocronóloga del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH), colidera un artículo publicado en la revista Quaternary International sobre El Provencio, en el que se realiza el primer estudio exhaustivo de este yacimiento paleolítico de la provincia de Cuenca, situado en la llanura manchega, a orillas del río Záncara.

El análisis geocronológico realizado en el CENIEH aplicando las técnicas de datación por Resonancia Paramagnética Electrónica (ESR) y Luminiscencia Ópticamente Estimulada (OSL) ha proporcionado las primeras dataciones numéricas en esta región. Se han datado los niveles más recientes y más antiguos de la secuencia arqueológica y se han obtenido fechas de 41.000 (OSL) y 830.000 años (ESR).

El rico registro arqueo-paleontológico de El Provencio presenta herramientas líticas elaboradas en sílex y cuarcita catalogadas en los modos tecnológicos 1, 2 y 3 (Olduvayense, Achelense y Musteriense), así como restos óseos de especies características del Pleistoceno como caballos, bisontes y mamuts.

Este estudio sugiere que, en los últimos 800.000 años, los grupos de cazadores-recolectores ocuparon este territorio desarrollando diversas actividades de forma recurrente y continuada lo que deja sin fundamento las teorías de una discontinuidad en el centro de la península ibérica o aquellas que defienden un poblamiento más intenso en la costa que en el interior peninsular.

Proyecto de investigación y divulgación

Los trabajos de investigación de El Provencio se enmarcan dentro un proyecto mucho mayor que comenzó en 2013 y que, actualmente, abarca docenas de localizaciones a lo largo de la provincia de Cuenca. Este proyecto dirigido por Santiago David Domínguez-Solera, autor principal de este estudio, a través de la empresa ARES (Arqueología y Patrimonio Cultural) se lleva a cabo en estrecha colaboración con la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, la Diputación de Cuenca y el Ayuntamiento de El Provencio.

Desde sus inicios, este proyecto ha dado una especial importancia a la divulgación científica de los resultados, y se ha puesto en marcha un aula didáctica para escolares y visitantes, y se han realizado reportajes documentales, exposiciones y cursos universitarios (Universidad Internacional Menéndez Pelayo) en el propio municipio de El Provencio.

"Desde hace ya varios años hemos empezado a abrir una ventana hacia el pasado prehistórico, haciéndola coincidir con las tres zonas naturales que concurren en lo que hoy es la provincia de Cuenca, Mancha, Sierra y Alcarria, con sus respectivas particularidades. Esta ventana se asoma a un área hasta ahora poco o nada estudiada y, por lo tanto, desconocida para la Ciencia”, declara Domínguez-Solera.

Domínguez-Solera, S. D., Moreno, D., & Pérez-Garrido, C. (2020). A new complete sequence from Lower to Middle Paleolithic: El Provencio complex (Cuenca, Spain). Quaternary International (0). doi: 10.1016/j.quaint.2020.04.053
Noticia CENIEH

Cambios climáticos y medioambientales influyeron en el origen del género 'Homo'

Cambios climáticos y medioambientales influyeron en el origen del género 'Homo'

El CENIEH participa en un estudio sobre Mille-Logya, un nuevo yacimiento situado en la emblemática región de Afar (Etiopía), que refuerza la relación entre el origen del género Homo y los cambios climáticos y medioambientales que tuvieron lugar en el continente africano hace entre 2,5 y 3 millones de años
Homo cambios climáticos Mille-Logya
Restos de hominínos de de Mille-Logya. Credits: Z. Alemseged et al

El Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH), ha participado en un estudio liderado por Zeresenay Alemseged, de la Universidad de Chicago, que se acaba de publicar en la revista Nature Communications, en el que se establece que el resultado de los análisis geológicos y paleontológicos de Mille-Logya, un nuevo yacimiento situado en la emblemática región de Afar (Etiopía), refuerza la relación entre el origen del género Homo y los cambios climáticos y medioambientales que tuvieron lugar en África hace entre 2,5 y 3 millones de años.

En este nuevo yacimiento se han hallado cuatro restos de hominínos (dos fragmentos cubitales, uno craneal y un segundo molar superior) junto con una gran muestra de restos de fauna, que incluyen hipopótamos, bóvidos, jirafas, cocodrilos, hienas y caballos procedentes de tres áreas diferentes, Gafura, Seraitu y Uraitele, con una antigüedad de entre 2,4 y 2,9 millones de años.

“Mille-Logya representa una oportunidad única para estudiar fósiles con un rango de edad rara vez presente en la región de Afar”, afirma el geocronólogo del CENIEH Mark Sier, quien ha llevado a cabo la datación de este yacimiento mediante paleomagnetismo.

La comparación de la fauna de estas tres zonas de Mille-Logya, así como de la encontrada en las localidades cercanas de Hadar y Dikika, donde se halló la especie de Australopithecus afarensis, indica un cambio ambiental y de fauna en esta región de África durante este periodo. “Las reconstrucciones paleoambientales y faunísticas apuntan a que los primeros miembros de la familia Homo estaban asociados a entornos más abiertos que el de la especie de Lucy”señala Sier.

Los cambios faunísticos producidos en Mille-Logya pueden estar vinculados a factores medioambientales y climáticos que podrían haber provocado la aparición del género Homo a partir del Australopithecus, o la migración de aquel como parte de una fauna adaptada a hábitats más abiertos.

Alemseged, Z., Wynn, J. G., Geraads, D., Reed, D., Barr, W. A., Bobe, R., McPherron, S. P., Deino, A., Alene, M., Sier, M. J., Roman, D., & Mohan, J. (2020). Fossils from Mille-Logya, Afar, Ethiopia, elucidate the link between Pliocene environmental changes and Homo origins. Nature Communications, 11, 2480. doi: 10.1038/s41467-020-16060-8.
Noticia CENIEH

La dentición permite estimar el sexo de los individuos más jóvenes de Sima de los Huesos

La dentición permite estimar el sexo de los individuos más jóvenes de Sima de los Huesos

En un nuevo estudio sobre dimorfismo sexual realizado por el Grupo de Antropología Dental del CENIEH, en el que se han analizado un total 32 piezas dentales, se ha podido determinar el sexo de los especímenes inmaduros hallados en este yacimiento situado en la Sierra de Atapuerca

dentición Sima de los Huesos dimorfismo sexual
Caninos de Sima de los Huesos. Credits: Cecilia García Campos

La revista Journal of Human Evolution publica hoy un estudio sobre dimorfismo sexual liderado por Cecilia García Campos, investigadora del Grupo de Antropología Dental del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH), en el que, gracias al análisis de 32 piezas dentales mediante microtomografía computarizada, se ha podido abordar con éxito el desafío de estimar el sexo de al menos 15 individuos de la población del yacimiento de Sima de los Huesos en la Sierra de Atapuerca (Burgos).

La extraordinaria colección fósil recuperada en este yacimiento del Pleistoceno Medio ofrece una oportunidad única para la realización de estudios demográficos sobre las poblaciones que habitaron en Europa durante este periodo. Sin embargo, la mayor parte de los individuos de la población de Sima de los Huesos son sub-adultos o adultos jóvenes que no han finalizado su desarrollo, por lo que no presentan rasgos sexuales secundarios claros en su esqueleto que ayuden a determinar su sexo.

Por el contrario, estos rasgos sí que pueden apreciarse en su dentición, tal y como explica la autora principal de este trabajo: “los dientes se forman pronto, permitiendo sugerir una asignación sexual incluso en aquellos individuos que no han superado la adolescencia, por lo que la antropología dental resulta una herramienta muy útil cuando se pretende estudiar poblaciones del pasado con estructuras demográficas similares a la de Sima de los Huesos”.

Histología dental

Gracias al estudio de la dentición de poblaciones actuales, el Grupo de Antropología Dental del CENIEH fue capaz de identificar en 2018 un patrón histológico característico para diferenciar los caninos pertenecientes a individuos masculinos de los caninos de individuos femeninos que presentaba una eficacia del 92,3%.

La aplicación de dicho patrón en Sima de los Huesos ha permitido no solo ratificar las estimaciones sexuales propuestas en estudios previos, sino además sugerir una asignación sexual para los individuos más jóvenes de la muestra, lo que no había sido posible en trabajos anteriores. Todo ello, por tanto, ha puesto de manifiesto la utilidad de la histología dental para la evaluación del dimorfismo sexual y la estimación del sexo de las poblaciones humanas modernas y del pasado.

“En concreto, esta herramienta resulta especialmente útil en contextos paleoantropológicos, en los cuales el resto de estructuras óseas suelen aparecer fragmentadas, o están ausentes, y sobre todo en aquellos en los que su estructura demográfica presente una mayor representación de individuos sub-adultos”, señala Cecilia García Campos.

 

 

García-Campos, C., Modesto-Mata, M., Martinón-Torres, M., Martínez de Pinillos, M., Martín-Francés, L., Arsuaga, J.L., Bermúdez de Castro, J. M. 2020. Sexual dimorphism of the enamel and dentine dimensions of the permanent canines of the Middle Pleistocene hominins from Sima de los Huesos (Burgos, Spain). Journal of Human Evolution

Noticia CENIEH


cambio climático popular

Impactos del cambio climático estudiados usando el refranero popular

Un estudio del ICTA-UAB presenta una novedosa forma de utilizar el conocimiento local incorporado en los proverbios populares para explorar los efectos del cambio climático a escalas locales. La investigación se ha publicado esta semana en la revista Regional Environmental Change.

Autor: David García del Amo

Los refranes sobre cuestiones ambientales utilizados tradicionalmente por la población local de las zonas rurales de España son considerados poco precisos y fiables en la actualidad debido a los impactos generados por el cambio climático. Así se desprende de un estudio del Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB) que presenta una novedosa forma de utilizar el conocimiento local incorporado en los proverbios populares para explorar los efectos del cambio climático a escalas locales.

El estudio, publicado en la revista Regional Environmental Change, se llevó a cabo en la zona de Sierra Nevada (Granada), un lugar idóneo para estudiar el cambio climático a través de la opinión de la población local por dos razones principales. Primero, porque las regiones de alta montaña son uno de los ecosistemas más vulnerables del mundo al cambio climático y, en segundo lugar, porque Sierra Nevada ha sido históricamente una región en la que el conocimiento local ha sido de gran importancia para la gestión del agua y la producción agrícola.

Los métodos de pronóstico del tiempo han sido tradicionalmente muy importantes para hacer frente mejor a la variabilidad del clima. "Me impresionó de forma particular los numerosos indicadores (nubes, patrones de viento, comportamiento de los animales) que, aún hoy en día, las personas en el área usan para pronosticar el clima", dice María Garteizgogeascoa investigadora principal del estudio en el que también participaron los investigadores Victoria Reyes-García y David García del Amo, también del ICTA-UAB. Aunque estos indicadores todavía son utilizados por la población local, su confiabilidad percibida está cambiando. "Ya no presto atención a las señales de agua porque ya no son creíbles" o "En el pasado, el ganado solía anunciar la lluvia, pero ahora solo saben cuándo llueve cuando se mojan, ya que la lluvia ahora es impredecible”, son algunas de las afirmaciones realizadas por los habitantes de Sierra Nevada que participaron en este estudio.

El estudio utilizó la información que contienen los proverbios locales para explorar los impactos del cambio climático en los aspectos climáticos del medio ambiente, como la precipitación; en los aspectos físicos, como la capa de nieve; y finalmente, en aspectos biológicos, como los períodos de floración.

Por ejemplo, el refrán “Por Todos los Santos la nieve en los altos, por San Andrés la nieve en los pies” indica la llegada y abundancia de la capa de nieve. Según el proverbio, a principios de noviembre (Todos los Santos se celebra el 1 de noviembre) se puede encontrar nieve en los picos de las montañas y para final de mes (30 de noviembre) normalmente alcanza altitudes más bajas. Los participantes explicaron, según su percepción, que el proverbio apenas refleja la situación actual, ya que la nieve llega ahora más tarde y es menos abundante. Y, de hecho, los datos científicos y la literatura de la región muestran un retraso en los períodos de nieve.

El proverbio “Septiembre o lleva los puentes o seca las fuentes”, describe la variabilidad de la lluvia durante el mes de septiembre. Según el refrán, septiembre podría ser una época del año en la que llueve mucho (se llevan los puentes) o apenas llueve (las fuentes se secan). Los participantes explicaron que este proverbio ya no es exacto, ya que apenas hay lluvia en septiembre. Y ciertamente, los datos científicos y la literatura para la región muestran que la precipitación ha disminuido en esa época del año. Lo mismo podría decirse de 19 de los 30 proverbios analizados en el estudio.

Asimismo, algunos de los refranes examinados proporcionaron información sobre los impactos del cambio climático aún no descritos por los científicos. Por ejemplo, “Cuando vienen los vilanos es conclusión del verano” codifica el conocimiento sobre el período de floración (finales de agosto, principios de septiembre) de la flor del cardo y otras plantas del mismo género que presentan vilanos (estructuras pelosas para transportarse en el aire). Hoy en día, la mayoría de los participantes consideran que este proverbio ya no es exacto debido a las variaciones en los períodos de floración, aunque los autores del estudio no hallaron literatura local que informara de esas variaciones.

El estudio revela que, aunque los refranes seleccionados son todavía bien reconocidos en general, la población rural local los considera poco precisos hoy en día. De forma especial, las personas de mayor edad y quienes trabajan en el sector primario creen que los proverbios que usaban para guiar sus decisiones en el pasado ya no son confiables. El estudio documenta cómo esta percepción de falta de precisión coincide con las tendencias documentadas por la literatura local, regional y científica y los impactos del cambio climático documentados a través de un Observatorio del Cambio Global establecido en el área en 2007. La precisión percibida proporciona información novedosa para los impactos del cambio climático científicamente indocumentados en el área.

“Muy pocos estudios, y ninguno en España, se han aventurado a estudiar el cambio climático a escala local a través de canciones, historias o proverbios. Sin embargo, este trabajo muestra que, a pesar de algunas limitaciones, estas formas tradicionales de conocimiento local encriptado podrían ser una fuente útil para hacerlo y una oportunidad para interactuar con las comunidades locales. Durante mi trabajo en el campo, los proverbios resultaron ser una herramienta útil para involucrar a los participantes en las discusiones sobre temas de cambio climático ”, dice María Garteizgogeascoa, quien espera que este estudio, junto con la creciente literatura sobre el cambio climático y el conocimiento local, “contribuya a dar visibilidad sobre los beneficios y la necesidad de tener una ciencia del cambio climático que integre diferentes sistemas de conocimiento para desarrollar políticas contextualizadas a las realidades locales y hacerlo de forma más democrática”.

Según la investigadora Victoria Reyes-García “ante la falta de datos meteorológicos del pasado, el conocimiento tradicional recogido en los refranes y otras formas de saber popular puede ser una fuente alternativa de información para entender los impactos del cambio climático”.

Autor: David García del Amo

Artículo de referencia:

Garteizgogeascoa M., García del Amo D., Reyes García V. Using proverbs to study local perceptions of climate change: a case study in Sierra Nevada (Spain)Regional Environmental Change. (2020) https://link.springer.com/article/10.1007%2Fs10113-020-01646-1

 

Noticia del Institut de Ciència i Tecnologia Ambientals de la Universitat Autònoma de Barcelona (ICTA-UAB)


Las afinidades africanas del Achelense del suroeste de Europa

Un estudio pone de manifiesto las afinidades africanas del Achelense del suroeste de Europa

El CENIEH colidera un artículo, publicado en la revista Journal of Paleolithic Archaeology, que presenta una visión general  de la ocupación humana de la vertiente atlántica de la península ibérica durante el Paleolítico inferior y medio
africanas achelense
Excavación de Porto Maior (As Neves, Pontevedra). Credits: E. Méndez

El Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH) colidera un estudio publicado esta semana en la revista Journal of Paleolithic Archaeology que presenta una visión general de la ocupación humana de la vertiente atlántica de la península ibérica durante el Paleolítico inferior y medio, y pone de manifiesto las afinidades africanas de la industria achelense del suroeste de Europa.

Durante los últimos años un equipo del que forman parte el arqueólogo del CENIEH Manuel Santonja y Eduardo Méndez, autor principal del estudio formado en el CENIEH, ha excavado e interpretado importantes yacimientos situados a orillas del río Miño, tanto en la ribera portuguesa como en la española, con singulares conjuntos achelenses y musterienses.

La cronología en que se sitúan estos yacimientos, segunda mitad del Pleistoceno medio y la primera parte del Pleistoceno superior (hace entre 50.000 y 400.000 años), y las características de los utensilios de piedra tallada recuperados permiten establecer estrechos paralelismos con otras regiones de la península ibérica y descartar que el noroeste peninsular hubiera experimentado cualquier desfase en esas etapas, como se había llegado a proponer con anterioridad.

Algunos de los yacimientos excavados, en particular el yacimiento achelense de Porto Maior (As Neves, Pontevedra), han aportado singulares conjuntos de grandes utensilios, bifaces y hendedores, que contribuyen de forma muy destacada a reforzar las afinidades africanas del Achelense de la península ibérica y del suroeste de Europa, en contraste con los conjuntos achelenses identificados en zonas europeas más septentrionales, en los que las características tecnológicas particulares del achelense africano llegan de manera más difuminada.

Méndez-Quintas, E., Santonja, M., Arnold, L. J., Cunha-Ribeiro, J. P., Xavier da Silva, P., Demuro, M., Duval, M., Gomes, A., Meireles, J., Monteiro-Rodrigues, S., & Pérez-González, A. (2020). The Acheulean technocomplex of the Iberian Atlantic margin as an example of technology continuity through the Middle Pleistocene. Journal of Paleolithic Archaeology (0). doi: 10.1007/s41982-020-00057-2.
Noticia CENIEH

El paisaje de los Prepirineos que habitaron los neandertales

Científico del CENIEH analiza el paisaje de los Prepirineos que habitaron los neandertales

La reconstrucción de la evolución del paisaje en esta zona es clave para entender los patrones neandertales en la ocupación de este territorio, que funcionó de enlace entre Europa y la península ibérica, conectando las zonas altas de los Pirineos con la cuenca del Ebro
Prepirineos neandertales
Yacimiento de la Roca dels Bous. Credits: Alfonso Benito Calvo

El investigador Alfonso Benito Calvo, responsable de la línea de investigación de Geomorfología y Procesos de Formación del Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (CENIEH), lidera un artículo que se acaba de publicar en la revista Quaternary Research, donde se analiza la formación de la Roca dels Bous (Lleida), un yacimiento que habitaron los neandertales, en relación con la evolución de este paisaje ocurrida en los Prepirineos durante los últimos 60.000 años.

En este trabajo se han investigado los procesos que sucedieron durante la ocupación neandertal de este yacimiento musteriense, situado en el cañón del río Segre (Sant Llorenç de Montgai), mediante técnicas geomorfológicas 3D desarrolladas a partir de drones, además de técnicas estratigráficas, estadísticas y de datación por Luminiscencia (OSL).

“El paisaje que actualmente percibimos es muy distinto al que habitaron los neandertales. La Roca dels Bous no era un mirador sobre-elevado con vistas al valle, por contra, los datos parecen indicar que estaba junto al fondo del valle y que los neandertales tenían en la palma de la mano los recursos que ofrecía la vega del río Segre, más ancha que en la actualidad”, explica Alfonso Benito Calvo.

La reconstrucción de la evolución del paisaje en esta zona es clave para entender los patrones neandertales en la ocupación de este territorio, que funcionó de enlace entre Europa y la península ibérica, conectando las zonas altas de los Pirineos con la Cuenca del Ebro.

 

Benito-Calvo, A., Arnold, L.J., Mora, R., Martínez-Moreno, J., Demuro, M., 2020. Reconstructing Mousterian landscapes in the southeastern Pyrenees (Roca dels Bous site, Pre-Pyrenees ranges, Spain). Quaternary Research 1–20. https://doi.org/10.1017/qua.2020.29

 

Noticia CENIEH


Tell es-Sin

Nuevos descubrimientos en la necrópolis del yacimiento bizantino de Tell es-Sin, en Siria

Nuevos descubrimientos en la necrópolis del yacimiento bizantino de Tell es-Sin, en Siria

Un estudio publicado en la revista Bioarchaeology of the Near East revela las características de la población que fue enterrada en la necrópolis de Tell es-Sin, un yacimiento bizantino datado entre los siglos V y VII dC que se encuentra en Siria, en la margen izquierda del río Éufrates. Los autores principales del nuevo trabajo antropológico sobre este yacimiento son los investigadores Laura Martínez, de la Facultad de Biología de la UB, y Ferran Estebaranz Sánchez, de la Facultad de Biociencias de la UAB.

También participan en el trabajo el investigador Juan Luis Montero Fenollós, profesor de la Universidad de La Coruña y director del proyecto de excavación del yacimiento de Tell es-Sin, así como otros expertos de la Casa del Oriente y el Mediterráneo (Francia), la Universidad de Yarmouk (Jordania) y la Universidad Mykolas Romeris (Lituania).

Tell es-Sin
El yacimiento de Tell es-Sin ocupa una extensión de veinticinco hectáreas situadas en medio de una zona de paso de los antiguos ejércitos bizantinos y persas sasánidas

El Monte del Diente en la Siria antigua

El yacimiento de Tell es-Sin —del árabe, ‘Monte del Diente’— ocupa una extensión de veinticinco hectáreas situadas en medio de una zona de paso de los antiguos ejércitos bizantinos y persas sasánidas. Está dividido en la acrópolis, la ciudad baja y la necrópolis, que ocupa siete hectáreas. Se encuentra cerca del sudeste de la actual ciudad de Deir ez-Zor —en la frontera entra Siria e Irak— y se considera un kastron, es decir, un puesto de avanzada con funciones tanto administrativas como militares. El tamaño del yacimiento, su estructura urbana y su naturaleza fortificada sugieren que se trataría de una antigua polis cuyo nombre se desconoce todavía.

Tell es-Sin es una de las necrópolis más importantes del Creciente Fértil en Oriente Próximo, «pero todavía se sabe muy poco de ella», apuntan los autores. El nuevo trabajo quiere profundizar en el conocimiento de las poblaciones de la frontera del Imperio Bizantino durante los siglos VI y VII, un periodo del que escasean las necrópolis y los restos esqueléticos.

Una fortificación en medio del mapa militar de Oriente Próximo

«Mesopotamia era una región defensiva estratégica frente a las incursiones e invasiones tanto persas como árabes. En este contexto, Tell es-Sin podría haber sido afectada por la reorganización territorial y militar que realizó el emperador Justiniano, quien promocionó la fortificación de las poblaciones del limes a mitad del siglo VI de nuestra era», detalla Laura Martínez, profesora del Departamento de Biología Evolutiva, Ecología y Ciencias Ambientales de la Facultad de Biología y primera autora del estudio.

Las primeras excavaciones arqueológicas de la necrópolis bizantina de Tell as-Sin datan de 1978 y fueron dirigidas por Asad Mahmoud, director general de Antigüedades y Museos en Deir ez-Zor en aquel momento. En 2005, el trabajo investigador de la primera misión arqueológica sirio-española —coordinada por la Universidad de La Coruña— en la zona puso de relieve la relevancia de la necrópolis del yacimiento de Tell es-Sin, que formó parte del limes Diocletianus en Oriente junto con los de Tell es-Kasr y Circesium (actual ciudad de Buseira). En total, los expertos han identificado 170 hipogeos en una necrópolis que podría contener hasta mil tumbas.

Tumbas y arqueología bizantina en territorio sirio

Como explica Ferran Estebaranz Sánchez, «las muestras procedentes de Tell es-Sin constituyen un conjunto heterogéneo y sesgado de restos esqueléticos que corresponden a tumbas saqueadas durante el transcurso del tiempo; mediante métodos biométricos tradicionales, este estudio antropológico quería proporcionar información sobre el sexo, la edad de la muerte, la estatura y otras variables morfológicas de los individuos hallados en el yacimiento».

La muestra analizada —solo una pequeña parte del número total de enterramientos de Tell es-Sin— incluye los restos humanos procedentes de diez hipogeos excavados por la misión sirio-española. En total, se han analizado un total de 71 individuos (como mínimo, dieciocho corresponderían a hombres, y doce, a mujeres).

Según los expertos, no se ha observado sesgo respecto al sexo o la edad en los restos estudiados, y destaca la falta de niños en comparación con otros lugares (podrían haberse enterrado en otros nichos en la entrada de la tumba). Asimismo, hay como mínimo entre uno y cinco individuos enterrados dentro de cada nicho (la media es de tres cuerpos por nicho, incluyendo subadultos y adultos), de acuerdo con el modelo de sepultura colectiva típico de la Siria antigua.

Pese al estado de fragmentación de los restos, el equipo pudo estimar la estatura de la mayoría de individuos. «La estatura media estimada a partir de los huesos largos de la extremidad superior fue de 174,5 cm para los hombres y de 159,1 cm para las mujeres. Estos valores son muy similares a los estimados a partir del diámetro de la cabeza del fémur: 176,1 cm para los individuos masculinos y 164,5 cm para los femeninos», comenta Estebaranz Sánchez.

«En conclusión —continúa—, la estatura estimada para la población bizantina de Tell es-Sin es similar a la de otras poblaciones bizantinas contemporáneas».

Cerca del 25 % de los individuos presentaban cribra orbitalia, y un 8,5 %, hiperostosis porótica, alteraciones de los huesos craneales tradicionalmente asociadas a cuadros de anemia por deficiencia de hierro o vitaminas, raquitismo, infección u otras condiciones inflamatorias.

La prevalencia de enfermedades articulares degenerativas también era baja, apunta el estudio. En cuanto a la muestra dental, solo un 2,8 % de los dientes presentaban caries, un valor claramente inferior al de otros yacimientos bizantinos contemporáneos de la región que se podría relacionar con la baja muestra analizada en el yacimiento de Tell es-Sin.

Tell es-Sin: el final de un asentamiento con la llegada del Islam

El final del asiento de Tell es-Sin —en el primer cuarto del siglo VII dC— coincidió con las guerras contra los persas sasánidas y las tribus árabes del Islam. A pesar de las condiciones del yacimiento de Tell es-Sin y la situación actual en la región —a raíz de la ocupación por parte del ISIS— el descubrimiento y la excavación de fosas no saqueadas en el futuro es crucial para profundizar en el conocimiento de esta población.

«Por eso, actualmente estamos analizando el patrón de microestriación bucal para poder inferir la dieta de la población y así completar el modelo biocultural de las poblaciones fronterizas con los grandes imperios de la antigüedad», concluyen Laura Martínez y Ferran Estebaranz Sánchez.

Referencia del artículo:

Martínez, L. M.; Estebaranz-Sánchez, F.;  Khawam, R.; Anfruns, J.;  Alrousan, M.;  Pereira, P.; Pérez-Pérez, A.; Montero-Fenollós, J. L. «Human remains from Tell es-Sin, Syria, 2006-2007». Bioarchaeology of the Near East, abril de 2020.

Noticia da Universidad de Barcelona


La Guardia de Jaén

Una antigua fortificación iberorromana bajo el castillo de La Guardia de Jaén

Investigadores de la Universidad de Jaén confirman a través de restos arqueológicos la existencia de una antigua fortificación iberorromana bajo el castillo de La Guardia

El grupo de investigación 'Patrimonio Arqueológico de Jaén' trabaja con la técnica denominada Arqueología de la Arquitectura, que también han empleado en otros enclaves como los castillos de Lopera, Villardompardo, o Alcaudete, o las murallas de Jaén, Beas de Segura, Sabiote o Arjona, cuyos resultados son de gran valía para el exhaustivo conocimiento de la historia del monumento en cuestión
La Guardia de Jaén
Castillo de La Guardia de Jaén. Foto de Millars, CC BY-SA 3.0 es

Los primeros resultados de los trabajos arqueológicos realizados por el grupo investigación ‘Patrimonio Arqueológico de Jaén’ de la Universidad de Jaén (UJA) en el castillo de La Guardia (Jaén) confirman la existencia de una fortificación iberorromana bajo su estructura, considerada una de las primeras fortificaciones árabes construidas en la Península tras la invasión del año 711.

“Anteriormente habían aparecido indicios de materiales cerámicos y elementos constructivos realizados en las murallas que podían indicar el origen iberorromano de esa fortificación, pero es la primera vez que encontramos indicios arquitectónicos in situ que evidencian la existencia de esa fortificación iberorromana”, explica el catedrático de Historia Medieval de la UJA Juan Carlos Castillo. “Las evidencias arqueológicas de los restos de estas estructuras defensivas han sido localizadas en un solo sondeo porque el resto de áreas excavadas están muy alteradas por las cimentaciones de los edificios medievales y renacentistas, lo que dificulta determinar el origen y la composición de las mismas”, señala. “Sin embargo, en ese corte han aparecido varias líneas de muralla que pueden relacionarse con fortificaciones iberorromanas”, añade.

A través de sus trabajos, los investigadores de la UJA tienen como objetivo analizar el origen del recinto amurallado y los usos de esta fortificación durante la Edad Media. De esta manera, han determinado que la antigua fortificación se convirtió en la base de los nuevos elementos defensivos construidos sobre ella; así como la enorme transformación sufrida a finales de la Edad Media y a principios de la Edad Moderna, entre el Siglo XV y Siglo XVI, por parte de los señores de La Guardia de Jaén, los Mesías. “Hemos constatado que la antigua iglesia de Santa María, que se construyó dentro del recinto amurallado, tuvo dos fases constructivas: una medieval, correspondiéndose con un templo pequeño que adapta su cabecera absidal al interior de una bestorre; y otra un poco posterior de mayor tamaño al incorporar criptas funerarias y capillas en los laterales. Más tarde, se llevó a cabo otra modificación al edificarse un nuevo campanario anexo a la iglesia y encastrado en las murallas medievales, obra de Francisco Castillo”, argumenta el catedrático.

La Guardia de Jaén
Castillo de La Guardia de Jaén. Foto de Miguel Ángel Ibáñez / Excmo. Ayuntamiento de La Guardia de Jaén. Dominio público

El plan de actuación del grupo de investigación actualmente se está centrando en la recuperación del alcázar del castillo, abarcando la restauración de sus cuatro torres y lienzos de muralla. Paralelamente, se está llevando a cabo el análisis arqueológico y la recuperación de los sondeos realizados en investigaciones anteriores entre 1995 y 1997, que fueron las primeras actuaciones, en las que ya colaboró la UJA. A su vez, se han abierto dos nuevas áreas de excavación con el objetivo de seguir profundizando en el conocimiento de la evolución histórica del conjunto fortificado de La Guardia y también determinar el grado de conservación de todos sus elementos.

El equipo de la UJA que lidera Juan Carlos Castillo y lo conforman Mercedes Navarro, Mª Victoria Gutiérrez, Vicente Salvatierra, Irene Montilla, José Luis Castillo, Miguel Ruiz Calvente, Carlos Cid, Ana Visedo y Eva Mª Alcázar, trabaja con la técnica conocida como Arqueología de la Arquitectura, cuyos resultados son de gran valía para el exhaustivo conocimiento de la historia del monumento en cuestión. “Esta técnica reivindica el papel de los arqueólogos y permite profundizar en el conocimiento de estos monumentos, descubrir cómo se construyeron y visualizar su transformación durante el tiempo”, explica Juan Carlos Castillo. “Nos permite ‘leer’ lo que cuentan las paredes de los monumentos. Y tras esa lectura podemos conocer aspectos tan importantes como los usos que la construcción ha tenido a lo largo del tiempo o los materiales empleados y sus posteriores reformas. En definitiva, una información de gran interés para reconstruir la historia del castillo y, por extensión, la del entorno al que tenía que defender”, indica.

Esta misma técnica han empleado en el estudio de los castillos de Lopera, Villardompardo, o Alcaudete, entre otros, así como en el análisis de un sector de las murallas de Jaén, Beas de Segura, Sabiote o Arjona, entre otras. En todos ellos, el objetivo común es concretar la interrelación existente entre fortificaciones, territorio y organización político-social en nuestro marco geográfico y, a su vez, recuperar y poner en valor joyas del patrimonio arquitectónico defensivo de la provincia de Jaén, la más prolífera en número de fortificaciones de todo el sur de Europa.

El proyecto en el castillo de La Guardia arrancó en junio de 2019 y el trabajo de campo se extenderá en principio hasta el verano de 2020. Posteriormente, se iniciarán todos los estudios de laboratorio, que se ceñirán al análisis de los materiales, para culminar con la realización de la memoria final, prevista para 2021. “Nuestro objetivo es seguir incrementando el conocimiento histórico de este conjunto y mejorando la imagen de este enclave que cuenta con un excepcional potencial histórico-arqueológico. Nuestra intención es auspiciar y demandar la continuidad de los estudios arqueológicos a partir de futuras excavaciones que terminen con actuaciones para poner en valor este recinto amurallado. En paralelo, y a medida que avancen los trabajos arqueológicos, el equipo tiene previsto desarrollar diversas actividades informativas, entre ellas jornadas de puertas abiertas al público que nos permitan acercar los resultados de nuestro trabajo a los ciudadanos de La Guardia, del resto de la provincia y de toda la sociedad en general”, declara Juan Carlos Castillo.

Este proyecto está financiado por el Programa de Rehabilitación del Patrimonio Arquitectónico del Ministerio de Fomento, ayuda conocida como el 1,5 % Cultural, junto al apoyo del Ayuntamiento de La Guardia de Jaén y de la Diputación Provincial de Jaén.

Autor

Gabinete de Comunicación de la UJA
Noticia da Universidad de Jaén (UJA)